viernes, 17 de noviembre de 2017

La guitarra sin límites pt5: Cajamarca

Cada viaje es especial porque aun así visites el mismo lugar después de un año las experiencias que vives son diferentes. Sin embargo, esta vez con mucho entusiasmo me tocaría viajar por primera vez a Cajamarca. En esta oportunidad les mencionaré mis experiencias altamente gratificantes y satisfactorias con todos los nuevos amigos que conocí.




Casi todas las fechas busco vuelos en la madrugada para llegar en la mañana antes de la clínica tomar un desayuno y descansar. Y aunque algunos amigos me han recomendado que mejor viaje en la noche para poder descansar tranquilo, es más fácil llegar al aeropuerto,jeje. Los que no conocen Lima no saben que el tráfico es totalmente terrible en la tarde y noche. Bueno, llegando al aeropuerto acá a las 3 de la mañana para empezar mi viaje a esta nueva ciudad, me sentía muy contento porque el gran entusiasmo de conocer al productor que me llevaba a dicha ciudad y posteriormente una próxima nueva fecha en Trujillo. Así que abordamos el avión, a dormir un poco en él... Ahora en Cajamarca.




Llegada



Una sugerencia para todos aquellos músicos que llevan sus equipos, siempre tener mucho cuidado con las maletas. Ya sacando la mía sentía que algo pasaba y me habían roto la rueda de mi equipaje. Bueno, me recogió Johan y enrumbamos al hotel. Todo muy confortable y tras el camino me di cuenta que era una ciudad por lo poquísimo que siempre visito las ciudades por mi trabajo de clínicas, me pareció muy linda. Tomé desayuno el clásico pan con queso Cajamarquino, realmente es una delicia, súper diferente de lo que hay en mi ciudad y tomé un jugo a pesar de que me ofrecieron también el famoso café (nunca tomo café, no porque no me gusta sino porque me cae mal). Los que ya habrán leído mis artículos anteriores de la gira sabrán que estaba un poco mal, pues estaba más recuperado, pero con las energías bajas. Bueno, quien me hizo la movilidad el señor Miguel Ángel Toroveredo fue muy atento y amable, luego me enteré que es un gran empresario, qué lujo. Todo esto se dio en la mañana y posteriormente fui a conocer el local Kubata donde realizaría la clínica y conocer a un gran personaje en el mundo del rock peruano y también de Cajamarca, el ex guitarrista de Dolores Delirio, Joe Silva.






Conversaciones entre músicos
Pues en este local conocí al administrador que también se llama Miguel Ángel, llegaron dos jóvenes para conocerme y junto con Johan comenzamos a conversar largo y tendido acerca de la música, los negocios, etc, etc. En ese mismo local se realizó una conferencia de prensa y luego nos subimos al auto de Joe a conocer algunos lugares rápidamente de la ciudad.






Almuerzo y cena


Luego de pasear y estar atento a todos los detalles de la clínica que se dictaría en la tarde, nos fuimos a almorzar a un bello lugar que se llama Killary. La comida es realmente espectacular, el lugar es acogedor y hermoso, atendido magistralmente por Eslicita y sus colaboradores Jean Carlos Valdivia y Willy Anyelo, sin exagerar el almuerzo (lomo saltado y una sopa tan rica que parecía que estaba comiendo en casa) estaba espectacular, servida en platos de barro, la sazón era muy familiar, esta comida terminó de levantar mis energías, ¡qué rico!


Como sé que muchos amigos me leen, quiero recomendarles sin excepción tan lindo lugar donde aparte también tocan grupos de rock, cantautores y todo aquel que quiere mostrar su arte. Aquí la dirección: Jirón del batan 246, 2do piso.


Continuará...
We rock!

viernes, 10 de noviembre de 2017

La guitarra sin límites pt4: Huancayo

La novedad de esta gira a nivel marketing y publicidad fue la idea de promocionar el evento vía prensa escrita y radial, es así que asistí a muchos programas de radio y se enviaron notas de prensa a diferentes medios de publicidad en las ciudades donde estaría. Antes que nada, un gran agradecimiento a todos ellos que me apoyaron enormemente para la difusión de mis clínicas.

Rumbo a Huancayo

Estaba rezando porque mi salud mejorara y fue todo lo contrario, tenía los bronquios re-mal y a pesar que mi familia y mi entorno laboral me sugirió en algún momento cancelar la fecha, decidí descansar un poco más y llevar una terapia más fuerte para curarme lo más rápido que pueda, cosa que resultó a medias. Así fue que decidí continuar la gira y enrumbarme al camino más difícil ya que la altura suele darme malos ratos con sus malestares. Y siempre lo menciono, antes de llegar a Ticlio (4818 msnm) me da el mal de altura y esta vez iba a ser con mis dolencias actuales.

Bueno, empezamos el camino y me tomé mi mate de coca más mis pastillas para la altura y obviamente con la última llamada ya en el bus de mi novia que decía "Cuídate mucho", aunque parezca trágico, era el inicio del viaje más largo que he tenido en el tour de clínicas. Ya habían pasado alrededor de 4 horas del viaje (no soy de dormir mucho ni en el  bus ni en el avión), y el bus comenzó a ralentizarse. En un momento paró y aunque no lo crean, se paró a mitad del camino por un derrumbe que hubo en la carretera. Hay que mencionar que esta carretera es toda ascendente, con muchas quebradas y ríos que provienen de los deshielos de las nevadas, un paisaje hermoso para algunos y aterrador para otros. Esas 8 horas varados hizo que el viaje demorara 16 horas de Lima a Huancayo. Y sí, el organizador del evento y director de la escuela Escala tuvo que mover el cronograma y los horarios de las 2 actividades que realizaríamos.

Clínica y taller


Habiendo llegado aproximadamente entre las 4 y 5 de la tarde, Wilfredo Mauricio, uno de los emprendedores más grandes que he conocido por su gran iniciativa y predisposición a todos los temas culturales y educativos, me recibió con una extrema cordialidad y me alojó en un excelente hotel. Dejamos las maletas, me aseé un poco, me cambié de ropa y a dictar las actividades. Es importante mencionar que cuando uno es artista o profesor y quiere dar lo mejor, ingresa a nuestro interior una energía muy especial. Se me fue un lapso de 4  horas dictando una amena clase con mucha participación de los amigos de Huancayo con preguntas muy interesantes, aparte de las púas Fender que regalamos a todos. Huancayo es una potencia que va emergiendo poco a poco en el campo de la música moderna. Estoy seguro que de aquí a algunos años tendrá el mismo nivel, o quizás mejor, que Arequipa, Ayacucho y algunas ciudades del norte. Pero lo más increíble es que muchos de los Huancainos invierten mucho en la educación y aunque en música todavía falta mucho por rebanar, la experiencia que tengo me hace avisorar un gran futuro musical a esta ciudad.




Luego dictamos el taller-seminario: Artista 2.0, una de mis charlas favoritas donde las preguntas se dieron con más espontaneidad por parte de aquellos que tenían emprendimientos musicales ya andando. La escuela Escala tiene una excelente infraestructura, así que a través de sus equipos y monitores pudimos cumplir con el objetivo de compartir conocimientos a todos los asistentes. También quiero mencionar que el director me mostró todo el material que había realizado a puño y letra lo cual quiero destacar en este artículo, que la producción de métodos es importantísima en toda formación educativa y pedagógica; qué gusto que me dio saber el gran trabajo que hace el director de la escuela Escala. Excelente, Mauricio.

Así terminaron estas actividades, no por último y menos importante, las damas que me atendieron, entre ellas la esposa del director Elizabeth Mauricio. Gracias por las medicinas y los refrigerios, ellas sí me vieron mal jejeje.

Siguiente fecha: Cajamarca
We rock!